comment-children down-arrowemail facebookfilter googleicon-ks icon-nt icon-tr instagramlinkedinpatient reply search slide-nextslide-prevtwitterup-arrow video-play

Fractura de Clavícula

Comentarios2 | 30 Julio, 2014 | Por Dr. Michael Marsalli

La clavícula se ubica entre el esternón y la escápula, conectando el brazo al resto del cuerpo. Esta se ubica sobre un grupo de estructuras vasculares y neurológicas que se dirigen hacia el resto del brazo, las cuales pudiesen ser dañadas en casos de una fractura de clavícula desplazada.

La clavícula es un hueso largo y la mayoría de las fracturas ocurren en su tercio medio. Ocasionalmente, se puede fracturar en sus extremos en donde articula con el esternón y el acromion de la escápula.

Causas

Generalmente, las fracturas de clavícula son causadas por un mecanismo directo de caída con golpe en el hombro o un golpe directo sobre la clavícula.

Síntomas

El principal síntomas es el dolor en el foco de la fractura y una sensación de movilidad anormal en la clavícula. Asociado a esto, podrá aparecer un hematoma y deformidad en caso de que sea una fractura desplazada. Es importante evaluar la función neurológica del brazo y la mano para determinar si existe lesión de algún nervio de esa zona. Además, es importante evaluar los pulsos para determinar si existió una lesión vascular (poco frecuente).

 Diagnóstico

Para realizar el diagnóstico correcto de una fractura de clavícula y la valoración del tipo de fractura se requerirán radiografías del segmento lesionado. Esto permitirá clasificar la fractura, evaluar otras lesiones y planificar el tratamiento.

 Fractura de clavicula

 

Tratamiento No Quirúrgico

En la mayoría de los casos, se puede tratar de forma no quirúrgica. El tratamiento no quirúrgico se indica en fracturas sin gran desplazamiento, que mantiene un contacto entre los fragmentos y un alineamiento suficiente.

El tratamiento no quirúrgico de la fractura de clavícula consta del uso de un soporte del hombro, tal como un cabestrillo o un vendaje en ocho. Esto mientras el hueso forma un nuevo callo óseo que unirá nuevamente el hueso fracturado. Además se puede ayudar con medicamentos analgésicos para el dolor, ya que la movilidad del foco de fractura durante las primeras semanas puede provocar dolor.

Mientras dura este proceso, se generará atrofia muscular, la cual deberá ser compensada con tratamiento kinesiológico luego de que se observe consolidación de la fractura. Esta consistirá en fortalecimiento muscular del hombro, de los estabilizadores de la escápula y en general de toda la cadena cinética.

 Complicaciones Tratamiento No Quirúrgico

Las complicaciones que puede presentar esta alternativa de tratamiento son fundamentalmente el desplazamiento de la fractura, una mala unión o una no unión de la fractura. El desplazamiento de la fractura inicial es más frecuente durante las primeras 3 semanas, por lo que se requieren controles periódicos por un especialista con radiografías para poder compararlas con las iniciales. Si se desplaza, aumenta el riesgo de una mala unión, que significa la unión de la fractura en una posición no adecuada. Como consecuencia, se puede generar una deformidad evidente en el sitio de la lesión y un déficit de fuerza en el hombro. Además, si el desplazamiento es suficiente para no generar contacto entre los fragmentos, aumenta el riesgo de no unión. La no unión traduce la incapacidad del hueso de formar un nuevo callo óseo que una nuevamente el hueso. Esto ocurre en promedio en alrededor del 15% de los pacientes, pero podría ser aumentar en pacientes fumadores y pacientes mayores (hasta en un 40% de los pacientes). El tratamiento de la mala unión y no unión sintomática es el tratamiento quirúrgico.

 Tratamiento Quirúrgico

El tratamiento quirúrgico de la fractura de clavícula está recomendado para pacientes con fracturas desplazadas significativamente, fracturas expuestas, fracturas con lesión vascular asociada y en pacientes en que además presenten otras fracturas de la misma extremidad.

Los objetivos de la cirugía son alinear el hueso nuevamente, recuperar el contacto entre los fragmentos y estabilizar la fractura. Las ventajas del tratamiento quirúrgico frente al no quirúrgico son principalmente disminuir la probabilidad de una no unión y de una mala unión (<3% de los casos). Además, la estabilidad aportada por la fijación de la fractura permite menor tiempo de inmovilización y comenzar una rehabilitación de forma más precoz.

Luego de la cirugía de una fractura de clavícula será necesario comenzar con un programa de rehabilitación kinésica de forma progresiva hasta lograr el reintegro deportivo, lo cual se puede estimar 2 a 3 meses después de la lesión.

 osteosintesis de clavicula

 

Complicaciones Tratamiento Quirúrgico:

Como cualquier otra cirugía, pueden producirse las siguientes complicaciones: infecciones, sangrado, dolor, trombosis, daño vascular o neurológico. Estas ocurren en muy baja frecuencia, pero se pueden ver favorecidas en pacientes mayores, fumadores y diabéticos. Una complicación específica de esta cirugía es el dolor en relación a la placa de osteosíntesis, la cual podría ser retirada en el futuro si es que molesta (15% a 18% de los casos).

Dr. Michael Marsalli
Publicado por:
Dr. Michael Marsalli
Traumatólogo
Ver perfil

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Comentarios (2)
  • jessica brito espinoza
    jessica brito espinoza
    | 22 Marzo, 2016 |

    mi esposo es diabetico en la actualidad a comenzado su tratamiento de diabetes ,hace una semana se le diagnosticaron fractura de clavicula por la caida que tuvo quisiera saber si seria peligroso si se opera,gracias

    Responder
    • Dr. Michael Marsalli
      Dr. Michael Marsalli
      | 23 Marzo, 2016 |

      Los riesgos quirúrgicos están dados por las condiciones generales del paciente y por las eventuales complicaciones técnicas de la cirugía. En general, siendo una cirugía que no es urgente, lo ideal es que el paciente esté bien compensado de todas sus enfermedades antes de entrar a pabellón. De esta manera se logra disminuir los riesgos que puedan estar asociados a su enfermedad. En estos casos el paciente debe ser evaluado por su médico tratante, quien determinará si está compensado y si requiere algo especial para el manejo antes o después de la cirugía y también debe ser evaluado por un anestesista, quien determinará los riesgos quirúrgicos. Con toda esta información, se analiza los beneficios y los riesgos de la cirugía.

      Responder